domingo, 26 de octubre de 2008

Posmodernidad

Hacer algo intrépido. Decir lo que nunca antes ha sido dicho o pensado. Componer una melodía con notas desgastadas. Pintar un cuadro con colores cotidianos. No hay nada que no se haya dicho. Nada que no se haya hecho o pensado. Entonces, mi querido Baudrillard, qué difícil es ser artista, después de la orgía! ¿Por qué no nací cuando hablar de estrellas era novedoso?

viernes, 24 de octubre de 2008

Los minutos tienen cara de noche

A veces, La noche hace una pequeña pausa. Todo calla y solo se escuchan, lejanos, algunos carros. Entonces, si uno mira un punto fijo, podrá ver los minutos pasar... Los minutos tienen cara de noche y sombra de silencio.

martes, 21 de octubre de 2008

No hay nada mejor que cerrar los ojos

CuandO unO cierra los ojos, todo desaparece... La oscuridad está llena de posibilidades y unO puede ver sus sueños tan claramente. No importa si nO se hacen realidad, poder repetirlos en la mente una y Otra vez hasta saborearlos no tiene preciO. Cerrar los ojos es irse del mundO, a un lugar tan lejanO como uno quiera. No hay nada mejor que cerrar los ojOs, porque nada da tanta paz, nada es más humilde que el vacío de la Oscuridad, nada es más generosO. Es como un lienzo en blanco. La oscuridad siempre escucha, y no juzga. No hay nada mejor que pintar estrellas en el cielo de los ojos cerradOs

miércoles, 23 de julio de 2008

Yo sé que he cometido errores y que mis errores te han lastimado, pero quién no los comete? Y acaso no se trata de eso? De que nos hagamos infelices los unos a los otros? Y de que... en ocasiones, También nos hagamos felices? No quiero explicar cosas que yo misma no me perdono...

martes, 22 de julio de 2008

No encuentro la magia

Quietud las teclas han perdido su sonido una marea sensible a cada nota mas el proyector no funciona se alteran las aguas pero nada puede expresar el cosquilleo que me hacen sentir. Tengo una orquesta atrapada en el nudo de mi garganta producido por las ganas de gritar y la ausencia de voz. No encuentro la magia.

fragilidades secretas

Quisiera no tener que compartirlo todo. No tener que exponer todos mis pensamientos. Ojalá no tuviera que abrir cada puerte que cerré por alguna razón, o desenterrar dolores para compartirlos. Me gustaría poder sumergirme en mí sin tener que dar explicaciones, por que hacerlo sería liberar fragilidades secretas y no quiero que dejen de serlo.

paz con amor

Yo no quiero más amores fallidos, no quiero amores exitosos, porque esos son matrimonios, y tampoco quiero vivir sin amor. Yo quiero paz con amor, sin complicaciones, sin exigencias. Yo solo quiero caminar por la vida, bailar sobre ella, con alguien que baile conmigo, que me reciba en sus brazos cuando me canso. Solo quiero tener con quien hablar cuando el silencio se vuelve hostil...

Lágrimas de exportación

Tengo lágrimas para exportar, Son de la mejor calidad, Alcanza para abastecer al mundo entero Vienen en frascos, bolsas, botellas, Hay en todos los tamaños, para todos los gustos, Hay dulces, saldas, amargas… Tengo tallas y colores Si desea puede probar, SIN COMPROMISO Lleve, amiguita, lágrimas de exportación ¿Busca lágrimas mamita? Baratito no más se las dejo

Otra vez la muerte

La muerte es irreversible si la tuya no lo fue es porque no me atreví a permitirlo. Lo más sano es y ha sido siempre dejar que las cosas sigan su curso natural. Y si algo se está muriendo, morirá. No enterrarlo no lo hace menos muerto.

no sé qué hacer con toda esta libertad

Quiero que te mueras pero esta vez, quiero que tu muerte sea irreversible. Porque me dueles y ya no aguanto más. Ya no aguanto las malditas palpitaciones de tu ausencia ni el sonido sordo de tu silencio impuesto pero lo que menos tolero es no saber qué hacer con toda esta libertad.

fantasma

Hoy vino a visitarme tu fantasma. Lo estoy viendo mucho ultimamente. Pareciera que me olvido de él con la bulla del día pero apenas hay un silencio en mi mente, se asoma, tu fantasma. Y sé que me faltas, en el segundo cuarto, del segundo piso, junto a la cama, me faltas.

margaritas

Basta niña deja de sentirte miserable Sabes que no tienes opción no es tu culpa si tu tierra es infértil Es mejor que no des esperanzas a las semillas Sabes que solo crecen gusanos donde te gustaría que hubiera margaritas. Abraza el vacío con el que te tocó vivir y acostúmbrate a su ausencia pues te acompañará siempre. Siempre.

paz

Desalojaré la casa necesita un poco de silencio tantos movimientos sísmicos la han dejado endeble, inhabitable... sh... la bulla espanta a la paz y yo SOLO QUIERO PAZ

La noche sabe

Llega hoy la noche muy puntual a su cita Se sienta la noche, en el sofá, prende un cigarrillo, prueba un sorbo de su café y mirándome fijamente, pronuncia: "Sé que lo extrañas" La noche sabe...

el limbo

Estoy atrapada perdida en medio del camino y sin mapa. Hoy parece que las giralunas olvidaron cómo ser girasoles. Hoy no me gusta ni lo blanco ni lo negro, y estos tonos grises empiezan a molestarme. No quiero que te vayas, pero tienes que irte. Mi salud mental peligra y ya me cansé de tanto lloriqueo. Aferrarme a ti no me llevará por el camino de los girasoles y quedaré atrapada, por siempre, en el limbo de las giralunas frustradas.

Soneto XXIII

Sin ti, sin mí, sin luz ya no seremos: entonces más allá de la tierra y la sombra el resplandor de nuestro amor seguirá vivo.

martes, 17 de junio de 2008

A la espera de la oscuridad

Ese instante que no se olvida Tan vacío devuelto por las sombras Tan vacío rechazado por los relojes Ese pobre instante adoptado por mi ternura Desnudo desnudo de sangre de alas Sin ojos para recordar angustias de antaño Sin labios para recoger el zumo de las violencias perdidas en el canto de los helados campanarios. Ampáralo niña ciega de alma Ponle tus cabellos escarchados por el fuego Abrázalo pequeña estatua de terror. Señálale el mundo convulsionado a tus pies A tus pies donde mueren las golondrinas Tiritantes de pavor frente al futuro Dile que los suspiros del mar Humedecen las únicas palabras Por las que vale vivir. Pero ese instante sudoroso de nada Acurrucado en la cueva del destino Sin manos para decir nunca Sin manos para regalar mariposas A los niños muertos

se llama Leia

un instante para recobrar el alientO

Hoy pidO desesperadamente al tiempo Que se apiade de mí Que en un acto de inmensa misericOrdia Se detenga un instante He intentado seguirle el ritmo, y sin ascOs confieso. Que he fracasadO.

Pensar en amor

Pensar en amor… Sentir que el universo y las estrellas Traman algo inmenso… Desear con todo el corazón Que algo o alguien Siembre en uno, la semilla de la fe Rogar por un poco de fuerza Para volver a creer. Y tener tanto miedo… tanto. Miedo de no poder sentir O de lo que no sabemos Que podemos llegar a sentir… Existirá realmente? Tendrá uno el valor de creer? Será capaz de sentirlo alguna vez?

miércoles, 7 de mayo de 2008

Cuando el viento se canse de ti

Uno de estos días, Cuando el viento se canse de ti, Una ráfaga terrible vendrá A jalarte de los pelos Y llevarte hasta el horizonte. Un día de tormenta, Te veré partir, Veré cómo te pierdes En el límite del cielo y el mar. Vendrá el viento enfurecido A sacarte de aquí por la fuerza. Un día te volarás Tan lejos que no podrás volver, Allá donde la gente no existe, Y desaparecerás Cuando el viento iracundo Venga por ti, No tendrás más remedio Que marcharte Veré como te pierdes En el límite del cielo y el mar Será la última vez que te vea…Y que te piense…

sábado, 3 de mayo de 2008

la naturaleza del viento

A veces, los recuerdos suelen transformarse en huracanes... Se van acercando como ráfagas del pasado, y sin que me dé cuenta, se convierten en torbellinos. Así, con toda la furia del viento, lo revuelven todo. Finalmente solo quedan los escombros... los tristes escombros de lo que fui segundos antes. De pronto me doy cuenta: resulta que volví a 0. Que todo el trabajo que me tomó construir refugios para esconderme, fue en vano. El huracán del pasado me dejó en 0. Al final ¿de qué me sirvió reconstruirme sobre los escombros del anterior desastre? Y es que es la naturaleza del pasado, volver de tanto en tanto, para que no se me vaya a olvidar quién soy, ni que fue lo que me trajo a ti. A veces en la brisa te recuerdo... Pero en un recuerdo suave, como una caricia. Quien sabe si alguna vez el viento se canse de traerte a mi mente...